10 cosas sobre las VPN que seguro que desconoces

Muchísimas personas utilizan las VPN ya que son uno de los servicios más fiables que aseguran la privacidad online y los datos personales. Aunque cada vez se usan más las VPN, la gente aún no es consciente de varias cosas fascinantes sobre ellas.

Cada vez más y más personas y organizaciones cuentan con las VPN para asegurar sus datos en Internet y otras redes públicas. Según noticias recientes, una de cada cuatro personas utiliza servidores VPN, lo cual es bastante asombroso. Aquí mostramos 10 cosas interesantes sobre las VPN que seguramente no sabías hasta ahora.

  1. Los proveedores de VPN no distribuyen tus datos
    Existe la idea equivocada de que los proveedores de VPN guardan ciertos registros con el fin de entregarlos a autoridades gubernamentales. ¡Falso! Los datos se utilizan para determinar posibles problemas en la red o mejorar sus servicios. Sin embargo, existen algunos países cuyos gobiernos pueden exigir que los proveedores entreguen estos registros.
  2. Una VPN es similar a un cortafuegos, sólo que no se puede localizar
    Mientras que los cortafuegos son como un colador que comprueba los paquetes de datos que entran y salen de una red o un ordenador (y te protegen de virus), las VPN son algo distinto. Las VPN usan cifrado túnel para asegurar la información que viaja entre servidores y hacer que sea más difícil que virus y otras cosas lleguen a tu red u ordenador. Los dos protegen de cosas diferentes y son igual de importantes; los cortafuegos protegen redes actuando de filtro-colador, y las VPN protegen las redes al ser ilocalizables. Al igual que una WAN (Wide Area Network; red de área amplia), las VPN alteran nuestras direcciones IP y ubicación geográfica, proporcionándote acceso seguro a cualquier web.
  3. PPTP es el protocolo VPN más antiguo
    Gurdeep Singh-Pall, un programador de Microsoft, desarolló el protocolo PPTP (Peer-to-Peer Tunneling Protocol) en la década de los 90s y allanó el terreno para las VPN. Aunque muchos afirman que PPTP es el protocolo más rápido, fue diseñado para el acceso telefónico y posee el nivel de cifrado más bajo. El proyecto normalizado de IPsec se introdujo en 1996.
  4. Utilizar una VPN no te hace totalmente anónimo
    Aunque algunos servicios VPN garantizan navegación web anónima, no se trata de anonimato total. Incluso si no requieren ninguna información tuya, siguen pudiendo identificarte por tu dirección IP, pero no se trata de algo de lo que hay que preocuparse porque estos servicios no intentan revelar tu identidad.
  5. Se te puede hackear aunque utilices una VPN
    (aunque es extremadamente difícil hacerlo). Aunque una VPN puede modificar tu dirección IP, ocultarte de terceros y cifrar tus datos, sigue siendo posible que ciber delincuentes te hackeenNo obstante, el cifrado de una VPN hace que sea casi imposible y es infinitamente más seguro utilizar una VPN que no hacerlo.
  6. Las VPN pueden ahorrarte dinero en suscripciones
    Las suscripciones a servicios de streaming u otras webs en Internet ajustan sus precios dependiendo de tu ubicación. Utilizar una VPN para cambiar tu dirección IP puede reducir el precio de una suscripción en Internet. Echa un vistazo a cómo conseguimos una suscripción mensual a Eurosport más barata cuando intentamos ver el torneo de Wimbledon.
  7. Las VPN te permiten acceder a contenido bloqueado
    Existen ocasiones en las que algunos ISP (proveedores de servicios de internet) bloquean el acceso de los usuarios a ciertas webs. De hecho, ISPs, gobiernos y webs a veces bloquean su contenido en función de tu ubicación. Los servicios de VPN no sólo evitan tales restricciones y ofrecen acceso total al contenido sino que te permiten descargarlo de Internet sin complicaciones.
  8. Las VPN pueden ahorrarte dinero en hoteles y vuelos
    Las webs cambian los precios de los billetes de avión y hoteles dependiendo de tu ubicación. Puedes alterar tu ubicación «virtual» con una VPN y así ahorrar dinero en tu próximo viaje; para poder alterar las ubicaciones hay que borrar las cookies del navegador o navegar en modo privado. Asegúrate de no utilizar una VPN cuando quieras acceder a páginas bancarias y Paypal, ya que se han dado casos de cuentas que han sido bloqueadas debido a la sospecha de uso fraudulento.
  9. Las VPN pueden proporcionarte en ocasiones una mayor velocidad de Internet
    En todo el mundo, los ISP frenan y limitan el tráfico web de los usuarios, proporcionando una velocidad de Internet inferior a la que ofrecen. Esto es común cuando se realizan actividades que requieren gran ancho de banda, como ver vídeos de alta calidad en streaming. El uso de una VPN con un cifrado fuerte evita que cualquier ISP pueda limitar alguna web en particular. Usar una VPN evita que tu ISP separe tu tráfico en túneles de alta y baja velocidad, obligándolo a dirigir todo el tráfico web a la velocidad ofertada.
  10. De 196 países, 30 han baneado las VPN
    En países con leyes autoritarias, el acceso online a las VPN está prohibido. Las autoridades prohíben el uso de las VPN para tener un control total sobre las prácticas de sus ciudadanos en Internet.
     Censuran webs que promueven opiniones contrarias al gobierno por motivos como mantener la seguridad nacional, imponer valores sociales y mantener la estabilidad política en el país. Corea del Norte, China, Irán, Arabia Saudí, Vietnam, Myanmar, Siria y Rusia son algunos de los 30 países donde están prohibidas las VPN.

La tecnología VPN es una manera eficaz de navegar por Internet sin tener que preocuparte de que tu información esté disponible para el público, lo cual las hace necesarias en nuestros dispositivos de uso diario como teléfonos móviles, ordenadores de escritorio y portátiles. Elige una de nuestras VPN mejor puntuadas:

¿Fue útil? ¡Compártelo!
¡Espera! Nord ofrece 70% de descuento en su VPN